Inicio Samuel Valenzuela Enroques y ajustes

Enroques y ajustes

1
0

De acuerdo a sus tiempos y en función de necesidades de actualización y ajustes a su plan de gobierno ante la nueva realidad nacional, la gobernadora Claudia Pavlovich reacomoda este lunes a varias piezas de su equipo de trabajo.

Luego de darse la solución en el relevo de la dirigencia estatal del PRI con Ernesto de Lucas Hopkins a la cabeza, se concretan diversas decisiones que desde hace semanas fueron prospectados en diversos espacios editoriales, en un contexto de lo que se considera es el inicio de la gradual renovación del gabinete legal y ampliado.

De acuerdo a diversas fuentes, es un hecho que en este arranque de semana levanta la mano derecha en señal de protesta como Secretario Técnico del Ejecutivo, Epifanio Salido Pavlovich, quien a fin de cuentas y por lo pronto, esa será la única novedad, ya que Jorge Durán Puente sólo se muda de oficina para pasar a la Secretaría Particular, ya que Manuel Puebla será Secretario de Desarrollo Social.

En estos movimientos de incluye el que por fin y a casi un año como encargado de despacho, a Víctor Guerrero González se le reconozca el rango de Secretario de Educación y Cultura, ratificación que se veía venir ya que en las últimas semanas se le había dado mano en ajustes en áreas administrativas.

Natalia Rivera

Puede decirse que los enroques, ajustes y la ratificación, es un cierre de pinzas que hace la gobernadora con quienes jugaron importante papel en su triunfo en la elección del 2015, además de fortalecer su estructura de apoyo con su equipo original y cercano para enfrentar los retos del cierre de su gestión y que permee la tersura en el llamado séptimo año.

“El Pano” Salido desplegó meritoria labor como coordinador de la bancada del PRI de la anterior legislatura y si bien las condiciones atípicas de la pasada elección evitaron su permanencia, era lógico que fuera llamado para incorporarse de manera formal a tareas de apoyo directo a su amiga, a quien en la campaña le coordinó el área de comunicación social.

Se le había citado como perfilado a ir a la SEC, al PRI estatal y a la SEDESSON, pero a fin de cuentas “El Pano” va a una área que maneja temas que también domina, lo cual seguramente lo demostrará en los días por venir, al sumarse a ese equipo cercanísimo de la Jefa al lado del Yogui, Miguel Ernesto Pompa, Natalia Rivera, Ivonne Andrade, María Elena Verduzco, entre otras y otros como Germán Robles, Gilberto Salazar, Lupita Soto, y así.

El que se muda un poco más lejos es Manuel Puebla, a quien desde hace meses lo visualizábamos como seguro titular de una secretaría de Estado, y no por nada su participación directa en toda esa diversidad de eventos con la gente de colonias populares que caracterizan la agenda pública de la gobernadora Claudia Pavlovich.

La gobernadora Claudia Pavlovich en Yécora

Manuel va en lugar de Alejandro Corral Hernández, quien realizó muy buena gestión como encargado de despacho de la SEDESSON luego que Rogelio Díaz Brown fuera comisionado para tareas electorales y tendrá bajo su responsabilidad la transformación de esa dependencia estatal, en función de las nuevas políticas públicas que ya esboza la cuarta transformación a través de la Secretaría de Bienestar Social.

Pues mucha suerte para ellos ya que su éxito y buenos resultados, deberá reflejarse en acciones de gobierno positivas para elevar la calidad de vida de la gente, además de la natural oxigenación que estos ajustes representan en equipos de trabajo.

De acuerdo a enterados, estos movimientos solo son el inicio de mayores ajustes en el gabinete, aunque conociendo la prudencia y visión estratégica de la gobernadora, prevalecerá la gradualidad en esa toma de decisiones o sea pasará cierto tiempo para que de nuevo el árbol sea sacudido en un contexto donde a diferencia de este lunes, los enroques y ratificaciones ya no serán.

De estos avatares elucubramos durante nuestra estancia en el Rancho Nacapule, sede anual de Abelandia, en donde en su edición 22, Ricardo Bours Castelo volvió a ratificar su vasta capacidad de convocatoria para reunir los de chile, de dulce y de manteca que durante tres días protagonizan kilométrica jornada donde la amistad es la materia prima.

Abel Murrieta 

Desde el viernes temprano caímos por al feudo propiedad de Abel Murrieta al norte de Batacosa, municipio del Quiriego y de plano andamos sumamente agradecidos por el disfrute pleno de la tradicional jornada rockera y demás accesorios que hacen excepcional esa juntada, como punto de reencuentro único todos los años.

Obligaciones ineludibles en la capital del estado, hicieron que el sábado al mediodía iniciáramos el retorno, cuando apenas se estaba prefigurando la tradicional concurrencia de personajes de altos vuelos en la política regional y que en esta ocasión se perdieron del renovado repertorio del grupo La Tierra S. A. de la noche anterior, pero que sin duda disfrutaron a los taca-tacas sabatinos.

Desde el viernes anduvo por ahí el exalcalde de Cajeme, Faustino Félix Chávez; el secretario del ayuntamiento de Hermosillo, Alfredo Gómez Sarabia, su antecesor, Julio Ulloa; el maestro Gerardo Figueroa Zazueta; el también exdiputado local, César Augusto Marcor; también por ahí el director y propietario del periódico Tribuna Del Yaqui, Gilberto Félix, además de un friego de amigos apasionados del rock clásico.

Ya el sábado la grilla se calentó mucho más, toda vez la presencia del dirigente del PRI, el ya citado Pato de Lucas; su excompañero de partido, Antonio Astiazarán; Ernesto Gándara, todos reunidos en torno a una mesa donde también estaban Oscar López Vucovich, Juan Leyva Mendívil y por supuesto, el anfitrión Ricardo Bours.

Abelandia reúne a precandidatos a la gubernatura

Punto de encuentros y de reencuentros de integrantes de la clase política, ahí al menos tres aspirantes a la gubernatura de Sonora e incluso pueden ser cuatro, ya que en los meses por venir, “El Pato” podría estar en condiciones de construir dicho perfil.

Como sea, nos la pasamos a todo dar en la chorcha que armamos compañeros de oficio también invitados a tan multitudinario sarao, como son los casos de Fernando Oropeza, Arturo Soto, Arturo Ballesteros, Gustavo Valenzuela, Ramón Olea, Omar Alí López Herrera, entre otros.

Ya tarde el viernes, nos enteramos que la gobernadora no haría su visita a Abelandia porque debió atender en gira de trabajo a los habitantes de Yécora, quedándonos con las ganas de hacer esa cobertura en nuestro solar nativo, en donde entregó escrituras, obras de pavimentación y entregó diversos materiales de apoyo, alimentos y cobijas a la tribu Pima, además de realizar un recorrido por el remodelado centro de salud.

O sea, la gobernadora tuvo un agitado fin de semana, toda vez que como se sabe, también desplegó intensa actividad en Alamos con motivo del arranque del Festival Ortiz Tirado, evento anual donde esa comunidad se convierte en la capital de la cultura del noroeste de México.

Por lo demás, espeluznantes las escenas de la tragedia por la explosión de ducto de PEMEX en la comunidad de Talhuelilpan, en el Estado de Hidalgo, con un saldo trágico preliminar de casi un centenar de muertos, destacando la impávida presencia de integrantes del ejército mexicano mientras se perpetraba el multitudinario robo de combustible.

David Anaya Cooley

Mucho se habrá de escribir sobre esa tragedia, destacando por lo pronto la estrategia del gobierno de López Obrador que busca justificar esos hechos y tratar de desmarcar de tan nefasto saldo a su improvisada y torpe campaña en contra del huachicoleo.

En fin, lejos, muy lejos quedaron los tiempos cuando los ahora oficialistas pejechairos exigían linchamientos en contra del gobierno federal o de Estados, por hechos como el incendio en la Guardería ABC o los estudiantes desaparecidos en Ayotzinapa.

No, ahora no hay ni siquiera delitos qué perseguir entre quienes robaban gasolina o por la omisión en el actuar de los militares y mucho menos entre responsables de la protección civil, sea del gobierno de Hidalgo o de la federación.  

Por lo pronto y por aquello de no te entumas, ya el Secretario de Seguridad Pública en Sonora, David Anaya Cooley se coordina con instancias de seguridad de la federación en tareas de vigilancia y prevención en zonas de cruce de poliductos, así como con PEMEX para la detección oportuna de bajas presiones como señal inequívoca del robo de combustible en proceso.

Se trata de evitar en lo posible hechos como el del viernes en Hidalgo, tragedia que dicho sea de paso, ojalá sirva para inhibir ese tipo de delito que puso tan de moda López Obrador, al grado tal que ya los asuntos del narcotráfico tienden a pasar a segundo plano.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here