Inicio Bernardo Elenes Habas Sin cambios, el Día del Trabajo en Cajeme.-

Sin cambios, el Día del Trabajo en Cajeme.-

44
0

Sin cambios, el Día del Trabajo en Cajeme.- Crónicas para la historia (No. 76).- No hubo contratiempos, fue semejante el ceremonial del 1 de Mayo, en sus puntos torales, al de años anteriores.- Sergio Pablo Mariscal y Ascensión López Durán, en el mitin de la CTM.- La prensa, ni fifí ni prudente como perversamente la quieren encasillar a nivel nacional, cumplió su cometido

Bernardo Elenes Habas

Sin contratiempos, y casi igual a años anteriores, cuando el PRI era gobierno en Cajeme, se desarrolló la movilización obrera del Día del Trabajo.

1 de mayo 2019 7

Digo casi igual, porque ciertamente faltó el ingrediente de las protestas marginales de grupos que no se incluían en el cuerpo de la marcha, y que ahora son parte del Ayuntamiento y otros niveles de gobierno; o bien, están integrados al partido Movimiento Regeneración Nacional –Morena-.

Por cierto, simpatizantes de Morena y del desaparecido MAS al que le daba vida Miguel Ángel Salomón, se apostaron en el pasillo peatonal del paso a desnivel de la No Reelección, con demandas sociales. Pero sin la contundencia de otros años. Posteriormente, un partido, Morena, se integró a la marcha, imponiendo su poderío electoral.

Y en la marcha, brotaron las mismas demandas recicladas de justicia laboral en salarios, prestaciones, jubilación digna, vivienda, responsabilidad en el surtimiento y existencia de medicamentos en instituciones de salud como el ISSSTESON, rescate financiero del mismo, y otros problemas llevados a las pancartas y lonas, sin gritos estridentes.

Todavía el año anterior, faltando 17 días para abrir campañas electorales, Morena y su gente, se situó en espacios estratégicos a lo largo del recorrido. Hoy, quienes fueron candidatos, presidían la ceremonia desde un estrado especial colocado en la banqueta frente a Palacio Municipal, porque el 1 de julio de 2018 los convirtió en gobierno.

En la relatoría ciudadana quedó la tradición cetemista de los desayunos del Primero de Mayo, heredad de Francisco Villanueva Castelo, en su casa de calle Hidalgo 1415, entre Madero y Juárez de Plano Oriente. Cierto, esas actividades político-sociales se cancelaron en el 2015.

1 de mayo 2019 3

Escribí, alguna vez, que El Palillo, como era conocido el legendario líder, la había instituido en 1974. A su hogar, antes del desfile del Día del Trabajo, acudíandesde las 6 de la mañana, dirigentes del PRI, autoridades de diferentes niveles, líderes sindicales y obreros a desayunar menudo, cabeza y tomar café de talega, aunado al postre de sabrosas anécdotas políticas y la construcción adelantada de nuevas estructuras, ante el renuevo de autoridades municipales o estatales.

Su esposa, Esperanza Salazar, y principalmente su hijo Francisco -El Palillo chico-, que luego sería alcalde en el periodo 2006-2009, atendían con generosidad a los invitados.

Las reuniones mañaneras anuales tenían color, ideología y sabor priísta. No se abrían, en esos tiempos, las puertas de la diversidad.

Ayer, me comentaba la estupenda reportera de Diario del Yaqui, Fabiola Navarro, que había entrevistado muy temprano a doña Esperanza Salazar, la viuda de El Palillo, y le confesaba que se había levantado con ganas de desayunar menudo, rememorando los días en que su hogar se llenaba de voces, risas, proclamas, anécdotas de aquellos personajes que fueron y –son- parte de la actividad política, obrera y campesina del municipio.

El 2015, último desayuno

1 de mayo 2019 2

Pero en el 2015, cuando el Palillo chico, abandonó las filas del PRI (golpeado por quienes se consideraban sus propietarios y manejaban ambiciosamente la CTM desde la iniciativa privada económicamente poderosa -los Bours, pues-, y se sumó a los cauces y causas del PAN), se brindó, quizás, el último desayuno en la casa de su padre, albergando a los candidatos de Acción Nacional encabezados por Jesús Félix Holguín, quien buscaba ser alcalde por tercera ocasión y competía contra Faustino Félix Chávez del PRI, quien, finalmente, se alzó con la victoria.

Desde el Primero de Mayo de 2018, Andrés Salas Sánchez, empresario gastronómico y líder popular en Plano Oriente, retomó la iniciativa de lo que podría ser la renovación de la heredad del Palillo, con la ofrenda de desayuno para los trabajadores en su feudo de calle Juárez casi esquina con No Reelección, antes de arrancar la conmemoración.

Ahora, esa promoción surgía desde los colores de Morena, porque Andrés, cuyos activos primigenios estuvieron en el PRI y casi fue obligado a retirarse de esas siglas como Panchito Villanueva, enrolándose en el PAN, donde encontró, también fuertes cacicazgos, sumándose por ello a las aperturas encontradas en Morena, para hacer labor junto con El Tocho Méndez, Héctor Rodríguez Camacho, Pedro Contreras, entre otros cajemenses, a favor de la causa de Andrés Manuel López Obrador…

El simbolismo del 1 de mayo

1 de mayo 2019 6

Ayer, pues, los trabajadores, hombres y mujeres de Cajeme, cumplieron con una marcha que se define, en realidad, como un simbolismo para recordar las luchas del obrerismo en el mundo y en México, desde los Mártires de Chicago en 1886, a los movimientos sustantivos de Cananea y Río Blanco, porque las demandas que brotan en dicho desfile no constituyen juicios formales a los que se tenga que darle seguimiento por parte de las autoridades, la clase política y las dinastías patronales; aunque sí se convierten en un grito que estremece la conciencia fría de esos segmentos de poder, surgido desde el corazón del pueblo.

Desde un templete colocado al filo de la calle 5 de Febrero, el alcalde Sergio Pablo Mariscal Alvarado, acompañado del secretario del Ayuntamiento, Ascensión López Durán, junto con líderes del sindicalismo como Ramoncita Flores, Néstor Rábago, Mati Lemus, regidores y otros funcionarios, presidieron el evento.

Previamente habían participado Mariscal Alvarado y López Durán, en el arranque de la conmemoración del Día Internacional del Trabajo en la sede de la CTM de la colonia Las Haciendas, convocado por el dirigente Luis Acosta Cárdenas e integrantes de la estructura de la central y líderes sindicales. Posteriormente las autoridades se sumaron a la vanguardia del desfile encabezado por el numeroso contingente del SUTSAC, donde Mati Lemus es la secretaria general, para luego trasladarse a la sede municipal y darle paso a la historia que estaba por escribirse.

La prensa cumpliendo

Notable, por supuesto, el trabajo de los representantes de los medios de comunicación, que ni son fifí ni prudentes, como perversamente los quieren encasillar y dividir. Sencillamente trabajadores brillantes, congruentes y comprometidos con su tiempo y su historia. Dispuestos a dejar testimonio de la realidad de Cajeme, incluso exponiendo sus vidas.

Se cumplieron las expectativas. Antes como antes y ahora como ahora. Tal como decía el Indio Cajeme, quien no tiene fecha exacta de su muerte, ni tumba cierta de sus restos. Por eso es una leyenda.

(Fotos: Bernardo Elenes Habas y María Eugenia Elenes García).

—–o0o—–

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here