Inicio Bernardo Elenes Habas El peligro no ha pasado, dice Claudia.-

El peligro no ha pasado, dice Claudia.-

149
0

El peligro no ha pasado, dice Claudia.- Llama a hacer un esfuerzo extraordinario para quedarse en casa el mayor tiempo posible durante estas dos semanas.- Nadie es inmune al virus, ni está exento de contagios.- ¿Acaso es mucho pedir sumar voluntades para avizorar el nuevo día, después de la tempestad?

Bernardo Elenes Habas

El peligro no ha pasado, dice con vehemencia la gobernadora de Sonora, Claudia Pavlovich Arellano, a través de un video-mensaje.

052029

Busca, con sus palabras, llegar a la inteligencia, a la sensibilidad, al sentido de sobrevivencia de las familias. Tiene solvencia moral para hacerlo, porque jamás ha desdeñado el peligro representado por la pandemia, cuando hizo su aparición en el mundo. Prueba de ello es que desde el 23 de marzo, declaró la emergencia sanitaria en Sonora, como consecuencia del alto riesgo representado por el Covid-19.

Y, curiosamente, en esa misma fecha, el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, durante gira por Oaxaca, sentado ante una mesa del restaurante La Teca, con su propietaria doña Esperanza, invitaba a los mexicanos a salir: “Si pueden hacerlo y tienen posibilidad económica, sigan llevando a la familia a comer a los restaurantes y a las fondas”. Y en el nutrido recorrido, abrazó y besó gente. Días antes 14, había hecho lo mismo en Guerrero.

Ahora AMLO, se olvida de sus desplantes irresponsables, y aunque no se retracta de sus comportamientos anteriores (nunca lo hace), llama a no relajar conductas y ordenamientos de las autoridades de Salud. De los científicos, dice.

Claudia, pues, les explica a sus gobernados que Sonora, esta semana y la que viene, entra al nivel más peligroso de contagios, cuando pueden crecer dramáticamente o bien, disminuir ese riesgo si se logra mantener el aislamiento social, única alternativa para evitar la propagación acelerada del virus, “lo que se traducirá en menos enfermos y menos dolor para los sonorenses por la pérdida de un ser querido”.

El peligro no ha pasado, expuso: “Ya que nadie es inmune al virus y sólo en la medida en que las personas se protejan no se contagiarán y estarán cuidando también de sus familias”. 

médicos y enfermas de sonora

Comprende, dijo, que puede existir cansancio ante el aislamiento social, pero se convierte en algo urgente dar el último estirón para no permitir que sedispare la curva de contagios y que ésta se aplane: “los lamentables decesos y casos nuevos de los últimos tres días nos confirman el pronóstico de los expertos: entre viernes y lunes se han registrado 59 casos nuevos, lo que representa 20% del total de casos que se han confirmado hasta ahora, esto significa que estamos viviendo un claro repunte de contagios”.

Hizo referencia a que el Gobierno de Sonora ha adquirido 231 ventiladores adicionales para la atención de pacientes de la pandemia, pero está en las manos, en la voluntad y en la conciencia de la ciudadanía que no sea necesario utilizarlos:

“Eso depende de ti, depende de todos; les pido que hagamos un esfuerzo extraordinario de quedarnos el mayor tiempo posible en casa durante estas dos semanas”, recalcó.

Han transcurrido, ciertamente, más de cuarenta días de aislamiento, y aunque éste ha sido a medias, sin el rigor que pedían los especialistas del Sector Salud, situación que habría permitido un mejor manejo de la enfeermedad. Por ello, el último esfuerzo que pide Claudia Pavlovich a los sonorenses, no debe echarse en saco roto.

Representa la alternativa de sortear el peligro con mayor fortaleza. De guardar en la conciencia haber podido aportar el grano de luz de la solidaridad humana para avizorar el nuevo día, después de la tempestad…

¿Acaso, es mucho pedir?

Le saludo, lector.