Asesinaron a Javier Valdez, el de Sinaloa.-

    172
    0

    Asesinaron a Javier Valdez, el de Sinaloa.- La voz de los periodistas crece como una llamarada en el territorio nacional, para que se haga justicia.- Exigen la paz y la palabra, en un país estremecido por la violencia

    Bernardo Elenes Habas

    El clamor es incontenible, en el país. En prensa escrita, electrónica, digital, redes sociales.

    ¡Justicia por Javier Valdez, justicia por todos los periodistas asesinados!, es el grito que brota como llamarada de la garganta de quienes somos parte del tejido sustantivo y plural del oficio de informar, de emitir opinión, de construir, día a día, el puente entre sociedad y Gobierno, mismo que muchos tratan de dinamitar, porque los aniquila la luz de la verdad, los estremece que se exhiban los hechos de corrupción desde la raíz y espiga de la palabra.

    Cayó abatido por balas asesinas, por odios, quizás conjugados entre la clase política y el crimen organizado, Javier Valdez Cárdenas, el periodista que supo acrisolar su oficio con la literatura, en la dimensión del realismo estrujante de la barbarie que recorre sin treguas, los caminos de la Patria, forjando sus libros Malayerba, Narcoperiodismo, Con una granada en la boca, Los morros del narco, entre otros, que le dieron premios internacionales.

    Los oficiantes de la información, del análisis, de la gráfica que sintetiza los claro-oscuros del país, sus pueblos y ciudades, mantienen el grito en alto. Exigen justicia por Javier, de Sinaloa; MIroslava Breach, de Chihuahua; Cecilio Pineda, Guerrero; Jonathan Rodríguez, Autlán; Filiberto Álvarez, Morelos; Ricardo Monluí, Veracruz; Maximino Rodríguez, Baja California Sur, abatidos en el transcurrir del año. Reclaman la paz y la palabra, como dijera el poeta español Blas de Otero, para que en lugar del odio abominable, de ambiciones perversas, se estructuren horizontes saludables para las actuales y generaciones venideras, desde la semilla de los valores y principios, con el respeto supremo a la vida propia y de los demás.

    Mataron a Jorge Valdez, el de Sinaloa, el reportero, columnista, escritor. El reclamo de sus colegas, de la sociedad civil, está colocando ante el paredón de la historia al presidente Enrique Peña Nieto y su gabinete, Congreso de la Unión, gobernantes, representantes populares, funcionarios públicos, amenazándolos con fusilarlos con notas, columnas, reportajes, crónicas, artículos, editoriales, fotografías, videos, hasta que cumplan con su deber o renuncien, para bien de la Patria.

    Le saludo, lector.