Buscan candidatos PAN, MC, Morena.-

    265
    0

    Buscan candidatos PAN, MC, Morena.- Algunos militantes rebasan a sus dirigentes sugiriendo alianzas.- En el PRI, el listado de aspirantes es amplio.- Se fortalece Fundación Colosio con Raúl Ayala al frente

    Bernardo Elenes Habas

    Existe una confusión de ideologías, pasiones y ambiciones políticas en Sonora, y por supuesto, en Cajeme.

    Es notorio percibir cómo las estructuras de los partidos Acción Nacional, Movimiento Ciudadano y Morena, intentan desesperadamente allegarse activos, y más si éstos tienen perfil de candidatos a puestos de elección popular.

    Algunos personajes de la política militante se mueven aceleradamente. Adelantando tiempos. Quizás porque reconocen que carecen de una plataforma confiable que les permita alcanzar las candidaturas y los cargos públicos que les urgen, en sus institutos de origen. Y para ello, casi obligan a sus dirigentes -rebasándolos irrespetuosamente-, a que sometan sus siglas al juego que ellos proponen, no lo que dictan los documentos básicos y la declaración de principios partidarios.

    El lector ya habrá notado que el PRI (al menos es lo que se sopesa), no atraviesa por esa crisis de clientela política y de precandidatos con huella y peso político-social, como sus antagonistas; por el contrario, se convierte en enemigo a vencer, y así lo detectan los partido MC y PAN, quienes impulsan estrategias extremas a través de sus regidores en el Ayuntamiento de Cajeme, buscando ventajosamente construir una bandera electoral fincada en demandas contra una administración tricolor anterior, al cuarto para las doce; utilizando para ello el pretexto de las lámparas leed, cuando bien pudieron haber actuado hace tiempo, y no faltando menos de tres meses –septiembre- para que se instale oficialmente el proceso electoral 2017-2018.

    Detectan, pues, que no habrá cosecha para ellos en la conciencia ciudadana durante las elecciones del 2018, porque solo han sembrado odio e impotencia, sin que sus acciones reflejen cosas positivas, relevantes, a favor de la ciudadanía plural y dueña de los votos.

    Gente del PAN como Carlos Castro, Héctor Rodríguez Camacho, Andrés Salas, Manuel Borbón, Fructuoso Méndez, se erigen en negociadores (aunque lo niegan) de alianzas y promotores de candidatos que ellos consideran viables a la alcaldía y, por supuesto, con sus derivaciones hacia diputaciones, secretarías, direcciones, regidurías.

    Tal vez Rafael Delgadillo, hasta hoy dirigente de ornato, no ha revisado el contenido de los estatutos azules en ese sentido. O quizás no actúa por temor a quedarse solo, y hace como que no ve ni siente que ignoran su potestad.

    En lo referente a MC, la precampaña de uno de los grupos de ese partido, el de Gustavo Almada, trabaja desde la raíz de la fundación temporalera por él creada, como si se tratase de un block de concreto más; pero ya comienza a percibir que a estas alturas le hacen falta los cajemenses que le ayudaron en el 2015, y de quienes se desligó por el síndrome del poder, a la hora del reparto de regidurías, perdiendo amistades y hasta compadrazgos.

    Con relación a Morena, este instituto supuestamente de izquierda, está permitiendo que el tiempo corra, dejándose querer por pretensos a la alcaldía y otros puestos, sin definición viable para tranquilidad de sus militantes y simpatizantes. Y ni siquiera, para visualizar sus pretensiones, se puede utilizar el axioma mágico de Jesús Reyes Heroles: En política, lo que es forma es fondo; porque esas premisas no existen para Alfonso Durazo y Javier Lamarque, a quienes sus proyectos se les podrían caer de maduros…

    Además, comienza a hacerles daño, incluso a su interior, el que mantengan abiertas las puertas de Morena a la gente de Guillermo Padrés, de quien, las consejas populares expresan que, como Atila, la yerba verde de la esperanza no volverá a crecer, donde pisó su caballo…

    Del PRD, no hay, aún, algo digno para escribir a casa.

    Y el sentido común, aceptando la realidad que existe en Cajeme, define que el PRI está tranquilo, pese a los golpes que le fabrican. El nerviosismo y los desajustes podrían llegar si algún grupo de priístas, ignorando a sus dirigentes y con ello la estructura partidaria, buscara, al exterior, como lo hacen militantes de otros organismos, perfiles viables para candidaturas, lo que significaría -como en los casos del PAN, MC, Morena-, que estarían urgidos de encontrar afuera, lo que no se tiene en casa.

    Y no es así. Porque el listado de aspirantes en el partido fundado por el sonorense Plutarco Elías Calles, es amplio; y si no, cuente usted:

    Denisse Navarro Leyva, Emeterio Ochoa Bazúa, Raúl Ayala González, Armando Alcalá Alcaraz, Kiki Díaz Brown, Abel Murrieta Gutiérrez, Omar Guillén Partida, Rolando Cruz Morales, Cristóbal Blancas Virgen, Andrés Rico Pérez, Regino Angulo Rodríguez, Lourdes Portela, José Enrique Guerra Fourcade, Alida María Parada, Mario Alberto Guerra, Martha Luz Parada Velderráin, Ramón de Jesús Villegas, Clarissa Flores Chong, Marcelo Calderoni Obregón, Aída Lacy, Manuel Montaño Gutiérrez, Edgar Manríquez Barreras, Brenda Jaime Montoya, Rafael Buelna Clark, José Fernando Millán Harrison, Gabriel Baldenebro Patrón, Alberto Flores Chong, Sylvana Beltrones, Rogelio Díaz Brown, Faustino Félix Chávez, María del Rosario Oroz Ibarra, Adrián Manjarrez Díaz, Eduardo Bours, Miguel Ángel Murillo Aispuro…

    Y a propósito de una nueva generación de priístas de quienes puede echar mano el Revolucionario Institucional en su momento, no debe perderse de vista a Raúl Ayala González, presidente de la Fundación Colosio, capítulo Cajeme, quien durante sesión presidida el sábado anterior, por el dirigente estatal de dicho organismo, Bulmaro Pacheco Moreno, fue designado como delegado a la XXII Asamblea Nacional del PRI, que de acuerdo a la convocatoria emitida, deberá celebrarse el 12 de agosto.

    En el auditorio de la sede del PRI Cajeme, rindieron protesta los integrantes del Consejo de la estructura colosista cajemense, destacando el mensaje de Raúl, marcando la apertura y el acercamiento con la sociedad en general para construir los puentes legítimos de la democracia.

    Notoria la presencia en esa actividad sabatina de Adrián Manjarrez Díaz, Gabriel Baldenebro Patrón, Armando Alcalá, el regidor étnico Juan Mátuz Flores, Cristóbal Blancas Virgen, y por supuesto, como anfitrión, Andrés Rico Pérez, líder del priísmo municipal.

    Sobresalió la amplia y documentada exposición de Bulmaro, sobre los procesos electorales del tricolor en parte de su historia, sin soslayar la forma en que se ha levantado de las supuestas cenizas en que quisieran verlo convertido sus enemigos –dijo-, para mantenerse como una fuerza política de primer nivel.

    Le saludo, lector.