Quieren DAR MÁS

    165
    0

    Quieren DAR MÁS

    Dura la gobernadora Claudia Pavlovich contra la simulación de fundaciones creadas al vapor con propósitos electoreros o que salen de su estado vegetativo conforme se acercan las elecciones, con el fin de eludir retenes legales que limitan los tiempos de precampañas y campañas electorales.

    Lucrar políticamente con las necesidades de la gente, condicionar apoyos a cambio del voto y simular vocaciones filantrópicas, se ha vuelto tradicional cada tres y seis años por parte de segmentos de una clase política cuya creatividad no da para más y que desvirtúa el esfuerzo de quienes su compromiso sí es real para con quienes padecen las múltiples expresiones de la marginación social.

    Si alguien sabe del activismo comprometido en causas relativas a la asistencia social desde la sociedad civil, es la mandataria estatal, quien desde muy jovencita se involucró en patronatos y directivas de organismos asistenciales con el fin de llevar esperanza de mejor calidad de vida a seres humanos que su circunstancia los puso en condiciones de marginación.

    Claudia Pavlovich

    Por eso tiene validez total su referencia contra la simulación de filantropía, luego que tomara la protesta a quienes integran el Consejo Rector de la Fundación DAR MÁS por Sonora, que presidida por la señora Yolanda Escalante de Mazón, se constituye como la piedra angular para la participación de la sociedad civil en tareas de la asistencia social en Sonora, a través de asesoría y gestión para organizaciones que desarrollan proyectos de apoyo a sectores vulnerables.

    Lleno completo en atención a la convocatoria a un evento que está llamado a ser el parte aguas de la participación de la sociedad en tareas de apoyo a quienes poco o nada tienen o que enfrentan situaciones de desventaja por cuestiones de salud, adicciones y otras manifestaciones de la marginación económica y social en Sonora.

    Se trata de fortalecer la profesionalización y la transparencia; evitar la discrecionalidad o selectividad de los apoyos que entrega el gobierno en turno; facilitar mediante asesorías el acceso a estímulos financieros, y la Fundación DAR MÁS para Sonora será factor fundamental en esa estrategia, ya que como dijo la dueña de las quincenas de Ricardo Mazón Lizárraga, esa será la casa de todas las instituciones de asistencia social de Sonora.

    Yolanda Escalante de Mazón

    «Eso es lo que me da una gran tranquilidad, que va a estar en manos de la sociedad civil, quien es quien trabaja y quien suple nuestro trabajo cuando ya no podemos con tanto, sobre todo cuando tenemos escasos recursos, pero he aprendido en todo este tiempo que a base de esfuerzo, de mucha voluntad y de mucho compromiso, todo se saca adelante», dijo la gobernadora ante la selecta concurrencia, en su mayoría comprometida con la filantropía social como actividad alterna a su éxito empresarial.

    Unos como empresarios simplemente; otros movidos por su sensibilidad social, muchos por la estrategia de reducir pagos al fisco y los más con fuerte presencia como actores políticos, ahí estuvieron en atención a la reconocida capacidad de convocatoria de los apellidos Mazón Lizárraga-Escalante Hoffer y participar así en el acto más relevante de la asistencia social en Sonora de los últimos años.

    Relevante el dato de Doña Yolanda: en Sonora se tiene un registro de 739 asociaciones civiles, de las cuales 540 están activas en menor o mayor medida y en la mitad de los municipios hay al menos un organismo y a todos les urge ser más eficientes en su operación, administración y finanzas; en tareas de promoción y vinculación, en capacitación y adiestramiento y desarrollo institucional.

    Por ahí divisamos al otro Ricardo de cuello grande, de apellidos Bours Castelo; al experto en transversalidad y en la generación de energías limpias, Antonio Astiazarán; al ganadero Héctor Platt; al constructor Francisco «El Sahui» Salazar; al mago de los súper mercados, Servando Carvajal; a la vendedora de fierro, Mirna Rea; a la operadora de mercaditos, Marcela Fernández; al exitoso cobrador, José Santos Gutiérrez, entre otros dueños del dinero de la región.

    Ricardo Mazón Lizárraga

    También algunos funcionarios públicos como son los casos de Daniel Galindo, Zaira Fernández, Ricardo Barrón, Enrique Claussen y muchos más considerados integrantes de la cuadra cuyo fierro lleva las iniciales MZ, además de las diputadas Flor Ayala, Kitty Gutiérrez, ambas siempre activas desde hace muchos años en tareas asistenciales, además del maestro Fermín Trujillo, el particular de la gobernadora, Manuel Puebla, así como el primer esposo de la entidad, Sergio Torres Ibarra.

    A propósito de la cuadra MZ, ya debe haber regresado a Hermosillo el comisionado del Instituto Sonorense de Transparencia Informativa, Andrés Miranda Guerrero, luego de participar en San Luis Potosí en la Jornada de Armonización la Ley General de Protección de Datos Personales.

    Asistió como titular de la comisión de protección de datos del Sistema Nacional de Transparencia, acompañando en su primer evento al nuevo comisionado presidente del INAI, Francisco Javier Acuña para establecer un cronograma para impulsar las iniciativas de ley en materia de protección de datos, debido a que el 27 de julio vence el plazo para la creación de las leyes estatales respectivas.

    Por otra parte, en atención a exigencias de la gente, las autoridades han endurecido su accionar en contra de portadores de armas blancas, especialmente machetes, instrumento de labranza ahora judicializado por culpa de quienes decidieron usarlo como arma.

    Rodolfo Montes de Oca

    Todo indica que acabó la otrora aparente impunidad que gozaban los macheteros frente a los hechos ocurridos el fin de semana en colonias de la periferia de Hermosillo, en donde agentes policiacos dieron muerte a dos sujetos que los atacaron con ese artefacto y que derivó en la seria advertencia del Fiscal general de Justicia de la entidad, Rodolfo Montes de Oca.

    Queda claro que habrá cero tolerancia contra quienes desenfunden o amaguen con arma prohibida a los agentes ministeriales, quienes fueron autorizados a utilizar su arma de cargo en legítima defensa, sin que tengamos idea si dicha advertencia será disuasiva para quienes por lo regular andan embrutecidos por las drogas, pero algo es algo.

    Se habían tardado en tomar medidas drásticas ante la frecuencia de hechos que tanto se publicitan en las redes sociales y que se han convertido en un permanente dolor de cabeza para las distintas policías, aunque no hay que descartar que quienes en estos días han puesto el grito en el cielo frente a la aparente impunidad de los llamados macheteros, clamen por el respeto a sus derechos humanos.

    Así es de díscola la sociedad y más cuando intervienen intereses políticos de partidos urgidos en encontrar resbaladeros para sus adversarios, pero como sea, aquí vale aplicar el dicho popular que instruye que ni tanto que queme al santo ni tanto que no lo alumbre o sea, encontrar esa medianía en el accionar policiaco que evite excesos y que a la vez proteja a la gente de esos alienados.

    Es que situaciones extremas se registraron este pasado fin de semana, porque mientras en Hermosillo se aplicaba fuerza letal en contra de un par de delincuentes, en Navojoa, a plena luz del día un sujeto blandiendo pavoroso machete se pitorreaba de policías municipales.

    Francisco Villanueva Salazar

    Por lo pronto, sólo en Hermosillo se han desplegado acciones que han resultado en la detención de 38 sujetos que portaban machetes en sólo 10 días, buena noticia que debería se divulgada de forma masiva en sectores citadinos conflictivos.

    Y dado que Francisco Villanueva Salazar tiene la extraña combinación de tener lomo de liebre pero además bastante resistente, dudamos que surta ningún efecto el que haya puesto en la picota como notable sobreviviente del padrecismo y beneficiario de un suculento ingreso mensual de al menos 80 mil pesos como coordinador ejecutivo de la presidencia del Tribunal Estatal Electoral o sea de su compañero de partido el magistrado Ernesto Muñoz Quintal.

    «El Palillito» es todo un caso, ya que luego de ser alcalde de Cajeme y diputado local, postulado por el PRI, agarró pleito por esos rumbos y cuando a Guillermo Padrés le dio la gana, fue seducido por el PAN para servir a esos intereses desde la subsecretaría de gobierno y ser parte importante de la descomposición y crisis en el notariado de Sonora, en el otrora Tribunal Contencioso Administrativo, además de mecer la cuna en el Sutspes y en el sindicato del Isssteson.

    Pues de reconocer sus habilidades saltimbanquis y ni modo que se pueda poner remedio, porque el TEE se supone que es autónomo, aunque la verdad ni debería causar escándalo, porque así como él, abundan panistas de buen nivel en posiciones del gobierno estatal y que desde ahí hacen su chambita depredadora en contra de la imagen de la administración de Claudia Pavlovich.