Slider

Difícil situación relatan ciudadanos de Yécora, luego que en estos últimos días se ha recrudecido la confrontación entre bandas de narcotraficantes que disputan esa plaza y ponen fin a un aparente impase de calma durante los últimos meses. 

No disponemos de datos ni información relativa a la identidad de los bandos en disputa, pero sí disponemos de mucha información, respecto al ánimo de muchas familias temerosas de ser víctimas colaterales de esa ola criminal que tiene semiparalizada a esa cabecera municipal y comunidades dispersas en esa agreste región de Sonora. 

Abunda información respecto a fuerte enfrentamiento sobre la carretera entre Yécora y Maycoba, con varias personas fallecidas, así como fuerte movilización de vehículos con civiles fuertemente armados por rumbos de Tepoca, Santa Rosa y Mesa del Campanero, así como en las inmediaciones del Basurón, a poca distancia de la cabecera municipal. 

Este lunes, en la misma mancha urbana fue levantado o secuestrado el Comisario de la Policía municipal, de nombre Josué Aranda Hernández, acción en la cual fallecieron dos personas, generando una psicosis de terror que mantiene a la gente en sus casas ante la creciente ola de rumores que hablan de una incursión a gran escala. 

Yécora, belleza y clima imposibles de disfrutar

Lamentable que eso ocurra en una de las regiones más bellas de Sonora, sin que entendamos los porqués de la abulia del ejército mexicano cuya reducida tropa se la pasa acantonada en el extremo más lejano de la pista de aterrizaje; la ausencia absoluta de la Guardia Nacional y la exigua presencia de no más de cuatro agentes de la Policía Estatal de Seguridad Pública y la media docena de agentes municipales. 

Una presencia mayor de militares y agentes policiacos, al menos empujaría a los grupos en pugna a llevar sus pleitos lejos de la mancha urbana, pero como decíamos, a pesar de que se sabe de la presencia de esos grupos, se insiste en la estúpida y cobarde estrategia de ofrecer abrazos en lugar de balazos, sin importarles un comino la seguridad y la vida de cientos de seres humanos ajenos a actividades criminales. 

Cierto que las autoridades de cualquier índole no son adivinos para saber cuándo y dónde se perpetrarán actos criminales, pero se supone que en esta 4T se iban a desplegar estrategias de inteligencia para prevenirlos, pero como se sabe, la inteligencia no es una virtud que se les de a esa bola de incompetentes. 

La situación es crítica en una región en donde en condiciones normales sería un espacio ideal para el desarrollo de actividades productivas como el ecoturismo, el turismo cinegético y potenciar la vocación agropecuaria de la zona, al estar siempre gravitando el riesgo de que exploten las diferencias entre grupos del narco, sin que la gente decente, la inmensa mayoría pueda hacer nada al respecto. 

Yadira Espinoza

Al contrario, sin que trascienda en denuncias por obvias razones, son muchos los casos de despojos de tierras y de ganado por quienes ante la ausencia de autoridad perpetran esos actos en total impunidad. 

Difícil brete el de la alcaldesa Yadira Espinoza, mujer de bien que le ha puesto muchas ganas para conseguir beneficios a los habitantes de ese municipio con el apoyo de la gobernadora Claudia Pavlovich y que tiene que enfrentar el que ante las condiciones de inseguridad, personal sanitario que tiene la opción de tirar sus bártulos y regresarse a Hermosillo o a otras ciudades con menos riesgos, al igual que ocurre con otros servidores públicos estatales y federales comisionados en esa región. 

Cierto que esas circunstancias no son nuevas en nuestro solar nativo y por eso nuestra extrañeza de que particularmente no haya una guarnición militar debidamente apertrechada y fuerte que apoye a las instancias estatales y municipales para al menos disuadir el accionar de esas bandas en disputa de la plaza y evitar así daños y víctimas colaterales. 

Por lo pronto, esos hechos y las noticias que ya hacen un altero así en este desordenado escritorio, han hecho abortar nuestro proyecto de irnos a remontar al rancho durante una semana al menos, a principios de septiembre, con el fin de festejar nuestro cumpleaños en lo más recóndito de la sierra madre occidental, porque bien dice un tío nuestro: vale más una mancha amarilla en los calzoncillos que una roja en el pecho o sea, que el miedo no anda en burro. 

Ya en una ocasión cuando íbamos al rancho, nos tocó toparnos con un convoy de una veintena de vehículos repletos de civiles armados e incluso un pickup fuertemente artillado que por fortuna no nos confundieron como adversarios, pero que se pasearon campantes por las calles del pueblo. 

Alfonso Durazo

Después nos enteraríamos que se dieron el lujo de retirar a un par de agentes estatales que circunstancialmente se cruzaron con ellos, advirtiéndoles que la bronca no era con ellos ni con el gobierno y que no se metieran en sus asuntos. 

Ahora nos enteramos que esa etapa fue superada, ya que en los hechos del lunes, dejaron dicho que ahora sí van a agarrar parejo y no por nada se llevaron al comisario de la policía municipal. 

Sabemos de las congojas y el compromiso del titular de Seguridad Pública, David Anaya Cooley por hacer la parte que le corresponde para atender esa problemática, pero hay que reconocer que en esas tareas es indispensable la participación más decidida de la instancia federal, sin que tengamos idea de los acuerdos que se supone se arribaron en la reunión de la Mesa por la seguridad y la paz de este martes, cuando sabemos de la inutilidad del secretario de seguridad federal Alfonso Durazo, ocupado principalmente en grillas políticas y en lamer verijas presidenciales. 

¿Y el Ejército? Pues de acuerdo a versiones yecoreñas, mejor deberían de relevar de inmediato a los integrantes de la guarnición militar con todo y mandos; incrementar la tropa, así como avituallarlos mejor, porque en las condiciones actuales es obvio que no sirven para nada y a lo mejor son parte del problema, que de la Guardia Nacional mejor ni hablamos. 

Se supone que desde el mismo lunes se reforzaron acciones de vigilancia en la región, pero se ocupará mucho más que eso frente a la posibilidad de que los bandos se estén agrupando para darse mutuamente en la madre, cuando a lo mejor, lo que les convendría es ponerse de acuerdo y llevar la fiesta en paz como en los últimos tres o cuatro meses. 

Ojalá que el karma no la alcance

Vamos a dejar este peliagudo tema con la esperanza de que las cosas no pasen a mayores y que los hechos solo sean una demostración de fuerza para intimidar adversarios y convencer a las instancias de gobierno de que ellos son los que mandan en esa región o de una vez, que el Estado y la Federación se pongan las pilas para desterrarlos mediante el uso de la fuerza, porque es evidente que no aceptan los abrazos del idiota que se hospeda en Palacio Nacional. 

La neta es que andamos un poco agüitados y más nos agüita la expresión tuitera de la no primera dama, esa repelente señora identificada como Beatriz Gutiérrez Müller, quien sin miedo al karma vomitó una dogmática consideración que infiere que no tiene caso que los niños enfermos de cáncer sean atendidos, porque por lo regular los tratamientos rara vez funcionan, atribuyendo dicha fatalidad a lo que dijo es la selección natural. “Son hechos, no sentimentalismo”, acotó. 

Miente esa señora y no van a faltar estadísticas que señalen que el tratamiento contra el cáncer en todas las edades, si se aplica oportunamente, hay muchas posibilidades de superar dicho mal o al menos prolongar la vida por muchos años. 

Por lo demás, salió pintita la hija de tigre Iris Sánchez Chiu, quien como dirigente estatal del sindicato de jornaleros Salvador Alvarado, fue electa para presidir los trabajos de la 82 Asamblea Nacional de la CNC que se desarrollarán en la Ciudad de México a partir de este miércoles y hasta el próximo viernes. 

Iris Sánchez Chiu

En atención a los protocolos sanitarios por el Covid-19, la jornada de trabajo se llevará a cabo de forma virtual, para que con la participación del dirigente nacional, el diputado federal Ismael Hernández Deras, analizar los temas “Del Huerto al Internet”, “La Política Agropecuaria en México: Diagnóstico y Futuro” y “Panorama Político Electoral 2020-21”, previéndose que el viernes, se darán a conocer los resultados y conclusiones.  

Como ven, la hija de nuestro buen amigo ya fallecido, Trinidad Sánchez Leyva, sigue picando piedra sin muchos aspavientos tanto en la central campesina a la que pertenece, como dirigente del PRI en Hermosillo, en donde también le mete muchas ganas con eventos para promover apoyos a la inversión productiva, así como innovando y utilizando las redes sociales para interactuar con sus representados. 

Powered by WPeMatico

Comentarios