Inicio Gaspar Navarro Ruiz Levantan Sinaloa y Nayarit la “Ley Seca”

Levantan Sinaloa y Nayarit la “Ley Seca”

68
0

CRITICA

GASPAR NAVARRO

Aun cuando Sinaloa está en la lista negra de entidades con mayores casos de Coronavirus en el País con 2 mil enfermos, el gobernador Quirino Ordaz Coppel, ordenó suspender la Ley Seca y dio luz verde al reinicio de la venta de cerveza a partir de este martes 19 de mayo.

A Sinaloa, se le unió en la decisión de suspender la Ley Seca su vecino Nayarit, entidad que cuenta con las cifras más bajas de casos positivos con 331 y 26 muertes, al considerar el mandatario nayarita Antonio Echeverría García, que la suspensión de la venta del líquido ambarino solo propició que surgiera el “mercado negro” de cheve y no disminuyó el consumo.

En Sonora la Dirección General de Alcoholes que dirige Zaira Fernández, declaró que en la entidad está permitida la venta de cerveza en horarios restringidos en tiendas de autoservicio y de conveniencia como Oxxos, Extras, etc, y que la producción de cerveza está detenida en el país por orden federal.

Pero en los hechos en Sonora hay una “Ley Seca” con la prohibición de la apertura de expendios de ese líquido ambarino, y el desabasto en tiendas de autoservicio, ocasionando con ello el surgimiento en redes sociales del mercado negro de cheve con su venta ilegal en los aguajes cibernéticos hasta con precios triplicados, generando un peor daño a la economía familiar que el que se pretendía evitar durante la emergencia sanitaria.

Sin embargo, siguió operando la distribuidora de cerveza artesanal denominada “Buqui Bichi” en Hermosillo con un precio más elevado que la cerveza normal, y hasta surgieron otras marcas como “Chingones”, cerveza con 1.9 grados de alcohol que se vende en tiendas de autoservicio, pero que no es considerada cerveza por las autoridades estatales por su bajo contenido alcohólico, pero en los hechos tiene alcohol, en bajo grado pero tiene alcohol.

En esa simulación de una Ley Seca que no es Ley Seca en Sonora se sigue frenando la venta de cerveza de las marcas conocidas en sus diversas presentaciones en tiendas de autoservicio, ocasionando solo un mayor disgusto y hartazgo en la sociedad que ya no soporta el encierro, y mucho menos se puede llevar con limitaciones en la venta de productos básicos para la mayor parte de los sonorenses como lo es considerado para muchos el consumo de cerveza.

Producto de este hartazgo social, ya hasta en redes sociales circuló el pasado fin un boletín falso del gobierno estatal donde se señalaba que por órdenes de la gobernadora Pavlovich se reabrirían los expendios de cerveza, pero sólo con la venta a domicilio.

Las largas colas que se han visto en los Oxxos en Hermosillo, Cajeme y Guaymas de personas deseosas de adquirir su “charola” de 24 cervezas condicionada la venta a que adquieran “Churrumaíz” o algún otro producto chatarra, es señal de que la ciudadanía tiene necesidad de ese producto para relajarse y tirar el estress en estos tiempos de locura por el encierro forzado por una pandemia que no tiene para cuando irse, porque el “pico” es anunciado para esta semana y para la otra también.

Desde luego que la decisión de reiniciar actividades en las plantas cerveceras es del gobierno federal que decretó el cierre por considerar que no es una actividad esencial, pero las empresas tienen grandes cantidades de alcohol almacenado que servirían para mitigar la necesidad de los sedientes sonorenses de aquí al 1 de junio en que reinicie de manera oficial la producción.

Ahora lo que pasará es que el mercado negro de la venta de cerveza se ampliará en Sonora al adquirir los especuladores el líquido ambarino en tiendas y expendios de Sinaloa o Nayarit, para venderse a precio de oro en nuestra entidad, volviendo a los tiempos del Chicago de los años veintes con tráfico ilegal de alcohol por el mafioso Al Capone.

Tampoco se evitará la violencia intrafamiliar durante la cuarentena, pues ante la falta de cerveza se adquiere tequila o alcoholes de cualquier tipo, para matar la ansiedad y el relajamiento en este clima de terror sanitario y de encierro forzado. 

Así que en Sonora nada le cuesta al gobierno estatal seguir el ejemplo de Sinaloa o Nayarit, y soltar las riendas para buscar la reconciliación con la gente que no entiende de razones por el aislamiento forzado y por las multas por violar la sana distancia y la cuarentena decretada por el C19, ya que los casos siguen al alza en la entidad al rebasar los mil enfermos y cerca de 80 muertos, más los cientos que caigan en esta semana en esta guerra contra el Coronavirus, que según el gobierno federal no tiene para cuando terminar.

ENTREGA CLAUDIA PROTECCION SANITARIA A POLICIAS

No solo el personal médico ha sido el más contagiado con 200 casos por el Coronavirus en Sonora, sino también las corporaciones policiacos por su cercanía con la gente al computar 20 casos de agentes municipales contagiados y 7 estatales.

Por lo anterior, para fortalecer las acciones de prevención en las corporaciones policiacas municipales ante la emergencia sanitaria por el Coronavirus en Sonora, la gobernadora Claudia Pavlovich entregó material de protección personal y sanitizantes para personal operativo de Seguridad Pública Municipal de diferentes ayuntamientos.

Acompañada de alcaldesas y alcaldes del estado y de los secretarios de Gobierno y Seguridad Pública, Miguel Ernesto Pompa Corella y David Anaya Cooley, la mandataria estatal felicitó y destacó la labor de los policías en esta lucha contra el Covid-19, por lo que, dijo, es importante reforzar la prevención para que estos héroes sigan realizando su labor en beneficio de las y los sonorenses.

Los momentos más críticos de esta pandemia han llegado a la entidad, resaltó la gobernadora Pavlovich, quien invitó a las alcaldesas y alcaldes a no bajar la guardia y seguir con las acciones preventivas para lograr que la ciudadanía permanezca en sus casas. (g_navarro_ruiz@hotmail.com)