Inicio Samuel Valenzuela Van por reforma parcial

Van por reforma parcial

272
0

Al menos para que sea el pleno el que decida si pasa o no, este viernes a partir de las once de la mañana sesionará la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales de la 62 Legislatura de la entidad, para dictaminar propuestas de reforma de diversas disposiciones de la Ley de Instituciones y Procedimientos Electorales para el Estado de Sonora.

El 21 de abril pasado, quienes integran esa comisión dictaminadora no se pusieron de acuerdo y se decidió sacar de la agenda ese tema, principalmente debido a la contingencia sanitaria por el Covid-19 y por la no menos importante razón: rechazo a la segunda vuelta electoral para el caso de la elección a la gubernatura, punto que no aparece en el nuevo proyecto de decreto o al menos no dimos con él.

Así esté por ahí, seguramente será desechado ya que la bancada promovente, la del PAN, en un comunicado anunció que tal asunto requiere de escenarios que permitan lograr un acuerdo unánime, por lo que con apoyo de los demás grupos parlamentarios ha considerado analizar este tema en un análisis posterior permitiendo lograr mayor consenso legislativo.

Habrá qué ver cual es el talante de diputadas y diputados que preside Jesús Alonso Montes Piñafrente a esta nueva promoción, que ya sin esa polémica de la segunda vuelta, podrían darse las condiciones para el consenso en otros temas tan básicos como podrían ser el que la foto de aspirantes a la gubernatura y a diputaciones locales de mayoría aparezcan en las boletas de votación.

Jesús Alonso Montes

También está el que las precampañas y procesos internos de partidos para seleccionar candidaturas a la gubernatura se reduzcan de 40 a 20 día y las campañas de 90 a 60 días, lo cual también reducirá sustancialmente los gastos y el costo financiero del proceso electoral.

Hay otros temas, como son los casos de que partidos políticos de nueva creación tengan derecho a postular candidaturas comunes a manera de coaliciones; definir acciones contra la violencia política electoral en razón de género y disponer de herramientas para consolidar la paridad de género.

Muchas más abundantes las modificaciones al articulado que conforma el marco jurídico operacional del Instituto Estatal Electoral de Sonora y del Tribunal Estatal Electoral, que a lo mejor podría generar mayores resistencias, porque van encaminadas a compartimentar mejor el ámbito de decisiones y a reducir la discrecionalidad al respecto.

Ese es el paquete sobre el que habrán de decidir Montes Piña, Norberto Ortega, Héctor Raúl Castelo, Gricelda Lorena Soto, Jesús Eduardo Urbina, María Dolores del Río, Jorge Villaescusa; Magdalena Uribe y Nitzia Gradías y la gran incógnita es si ahora si se pondrán de acuerdo para que ese proyecto de reforma baje al pleno legislativo o vuelva a ocurrir lo de la otra vez.

Jorge Villaescusa

Las resistencias más evidentes son las de la bancada de MORENA, ya que como se recordará, al reiniciar el período ordinario de sesiones que concluye el último día de este mes, condicionaron a que sólo se abordaran asuntos relativos a la pandemia, tontería insostenible a la luz de lo ocurrido en sesiones subsecuentes en olas cuales se han dado trámite a temas ajenos a ese drama sanitario.

Lo cierto es que dicha bancada tiene grave problema si es que esa propuesta se somete a debate en el pleno, ya que ninguna o ninguno de sus integrantes tiene nociones elementales respecto al marco jurídico electoral y por ende carecen de argumentos consistentes sobre porqué sí o porqué no están de acuerdo con alguna propuesta, lo cual quedó en evidencia en la sesión anterior de la comisión.

Habrá que esperar también cuál es la opinión del dirigente estatal del PRI, Ernesto de Lucas Hopkins, quien fue el que abrió brecha para que esa propuesta de reforma quedara en suspenso, bajo la argumentación de que en estos momentos lo importante era enfrentar bajo las mejores condiciones lo que a fines de abril era una amenazante escalada de casos y defunciones por el Covid-19, cuando en estos días esa crisis se ha agudizado.

Por lo pronto, a través del vocero del Partido del Trabajo en Sonora y mano derecha de la meramente estatal, Ana Gabriela Guevara, Ramón Angel Flores Robles, ya dio el sí a esa reforma en puntos específicos como la reducción de tiempos de precampaña y campaña, así como la incorporación de las fotografías de aspirantes en las boletas electorales.

Ernesto de Lucas

En un comunicado, el de Arivechi señala también la necesidad de que el IEES garantice piso parejo para todos los partidos; que dicho organismo sea garante de la equidad y sus decisiones sean transparentes y colegiadas, eliminando la discrecionalidad unipersonal y que con ello se haga efectiva la participación ciudadana.

Habrá qué ver cuál es la reacción de la bancada de ese partido que al parecer ahora es coordinada por el diputado Siri Salido y está integrada por Magdalena Uribe, Rodolfo Lizárraga y Filemón Ortega, cuando sabemos que Lizárraga es veleidoso e impredecible, en tanto que el galeno de Huatabampo no toca mal las rancheras en esa tonada.

No vamos a diseccionar las tendencias del voto de cada bancada, ya que si la lógica se impone respecto a que la próxima elección debe de estar regida por un mejor marco jurídico que el que se dispone actualmente, pues debería ser aprobado por unanimidad en lo general, en tanto que en lo particular ya se verían intereses puntuales de cada partido y bancadas, a partir de que la pandemia no debe limitar ni ser impedimento de la intención del mejoramiento de las condiciones para la participación de los sonorenses en la elección de sus representantes populares.

Pero para que ello ocurra, la iniciativa de reforma deberá pasar el retén de la dictaminación en la Comisión de Gobernación y Puntos Constitucionales, que si es superado, podríamos prospectar que para el jueves 28 a mas tardar se llevará a cabo la sesión del pleno correspondiente.

Ramón A. Flores

Percibimos optimismo en diversas fuentes consultadas luego de que vimos en el portal del Congreso del Estado la convocatoria de la comisión para sesionar el viernes y tal optimismo se finca en que el tema de la segunda vuelta electoral fue sacado de la propuesta, aunque hay reservas respecto a la tradicional cerrazón que caracteriza a la bancada morenista, cuyas reacciones estamos a la espera.

Y sabe cual sea la causa de que por esos rumbos no haya algún posicionamiento, toda vez que deben de saber de la convocatoria a sesionar publicada en la gaceta parlamentaria, a no ser que el superdelegado Jorge Taddei pretenda hacer valer alguna autoridad para decidir lo que hay que hacer y ha encontrado algún rechazo en otras facciones, en un contexto donde la bancada que coordina Ernestina Castro Valenzuela viene a ser simplemente un cero a la izquierda, ya que solamente deberán de atender las instrucciones de “arriba” y votar en consecuencia.

Por lo demás, el Covid-19 hace estragos en Sonora con ya varios días superando el número de muertes y contagios de la víspera, y a pesar de lo anterior, nos comentan que en la mancha urbana capitalina hay un relajamiento mayúsculo en la movilidad social.

Ernestina Castro

Todo indica que luego de tantos sacrificios durante dos meses, de hasta deleitarnos con la cantada de la alcaldesa Célida López Cárdenas; de una inmisericorde ley seca y estrictos cuidados a nuestros adultos mayores y menores de edad, la anunciada nueva normalidad y fallidos pronósticos que cotidianamente hace el subsecretario de salud, Hugo López Gatell, se conjuntaron para causar el sabotaje que estamos viviendo y que en un término no mayor de 15 días estaremos evaluando las consecuencias.

Sabe de qué forma se podría actuar para que la gente entienda que estamos en la etapa más intensiva del contagio y que esa interacción social en campos deportivos, en reuniones vecinales y con amistades, así como el rolaqueo callejero para ir a centros comerciales y parques, tendrá consecuencias en los primeros círculos de familias enteras.

Célida López

Por lo pronto, antes del conteo de este miércoles, en Sonora ya van mil 100 casos desde el inicio de la pandemia, con ya 86 seres humanos que han perdido la vida y saben qué, de los 108 pacientes en hospitalización, 80 están graves y la mayor parte de ellos corre el riesgo de perder la vida en el corto plazo, víctima de una cruel y atroz agonía.

Urge no echar en saco roto las vehementes recomendaciones que hacen las autoridades sanitarias para que nos quedemos en casa y así evitemos ser parte de esa estadística y propiciemos también que nuestros seres queridos tampoco lo sean.